Así es como debo renunciar de nuevo
simular que ya no hay ningún afecto
así van las ganas de olvidar.
Así son las ganas de olvidarte.

Lentamente voy calmando mis entrañas
gritan desde adentro solo que te extrañan
así van las ganas de olvidar.
Así son las ganas de olvidarte.

Mientes solo mientes que yo era diferente
que me tienes en tu frente, que tu vida ya no existe.
Así mientes y me tienes que te olvido, que no olvido…
¿Qué castigos? ¿Qué delirios?, “que está todo tan herido”
Pero en mí, están las ganas de olvidarte.
Aquí están, las ganas de borrarte.